El despacho que surgió de un anuncio

Disponer de un despacho en nuestra casa es importante. Vivimos en un mundo en el que puede llegar un determinado momento en el que, sin esperarlo, tengamos que arreglar varias cuestiones referentes al trabajo. Tener un lugar en el que poder trabajar desde casa nos permite ser más rápidos al evitar tener que desplazarnos de manera continua.

Sin embargo, es conveniente tener un despacho en el que se pueda trabajar con comodidad. Y es que de nada sirve tener un lugar habilitado para desempeñar nuestras labores si las realizamos de mala manera, sin espacio suficiente para guardar documentos o sin la distribución más adecuada para acometer nuestras responsabilidades que se le presupone a un profesional competente y apto.

Llevo cinco años dedicándome a una profesión tan apasionante como la abogacía. Creo que pocas cosas me han llenado más en la vida que contribuir a la defensa de personas que se encuentran en un proceso jurídico al que a menudo temen, más allá de ser culpables o inocentes. Esas personas me pueden necesitar en cualquier momento, así que mi obligación es disponer de un espacio en mi propio lugar de residencia para atenderles de manera personalizada. De ahí la importancia de tener un despacho.

Me di cuenta de esa importancia al poco de ejercer la profesión. Atendía a muchos de mis clientes en el salón de mi vivienda, y la verdad es que eso no me parecía nada profesional. Comencé a pensar en la posibilidad de habilitar una de las habitaciones que no utilizaba normalmente para montar un despacho. La idea me atraía, pero lo que traía consigo no mucho. Tenía que comprar un escritorio y estanterías. En primera instancia, pensaba que hacerlo me iba a suponer un gasto bastante reseñable de dinero.

Me tendría que andar con mucho ojo y confiar solo en aquella tienda que me proporcionara una mejor relación entre calidad y precio. Esto era un trabajo costoso, sin duda. Era evidente que no quería cualquier escritorio. Quería uno espacioso y con cajones que complementaran a unas estanterías que también me iban a ser necesarias para guardar y archivar la documentación.

Después de algún tiempo recopilando información acerca de un amplio abanico de tiendas, descubrí Dismobel. Encontré dicho negocio la primera vez que husmeé por Internet, lo que demuestra el gran poder que tiene la red a la hora de publicitarse y ofrecer un medio de información directa a un usuario que quiere adquirir un producto.

En una tienda virtual como aquella tenían lo que andaba buscando: ese escritorio que tan necesario era para organizar mi trabajo y mis papeles. Al ver el precio de venta ese miedo que solía acompañarme a la hora de buscar muebles se me quitó de raíz. Podría asumir el coste de ese producto sin ningún problema y no solo eso, porque viendo el precio de las estanterías no iba a dudar en comprármelas también.

Una compra que me facilitó el trabajo

 Nunca había comprado por Internet, y me resultó sencillo hacerlo. Dismobel envió los muebles a mi casa en apenas unos días y estuvieron colocados en su sitio en cuanto los recibí. Tenía ganas de que el despacho tuviera un tinte marcadamente profesional y, desde luego, después de tener los muebles montados tenía que reconocer que lo había conseguido con creces.

Desempeñar mi trabajo en ese nuevo despacho fue la mejor decisión que he tomado en mi vida profesional. He conseguido un poco más de orden gracias a él y que mis clientes se sientan cómodos en un entorno que nada tiene que ver con el salón en el que les recibía antes. Así consigo desempeñar mejor mi trabajo, algo fundamental para la defensa de esos clientes.

Cada día sigo pensando en qué sería de mí si no hubiera hecho clic en un icono de mi pantalla para acceder a Internet y encontrar Dismobel. Hoy la publicidad está también en la red. Millones de personas permanecen conectadas y de esta manera están expuestas a todo tipo de anuncios. Pensamos que esos anuncios molestan. En mi caso, como pasará con otras personas, el efecto fue el contrario. A través de un anuncio encontré lo que buscaba.

Internet, el mejor sitio para hacer visible tu negocio

En pleno siglo XXI las maneras de hacer de nuestro negocio algo visible para los clientes potenciales se han multiplicado. Tradicionalmente nos hemos encargado de ello utilizando un elemento como la publicidad: en la radio, en los periódicos, en la televisión, en vallas publicitarias… Actualmente, y aunque sigue siendo muy conveniente emplear estos medios para darnos a conocer, es tremendamente complicado llegar a buen puerto sin estar en Internet.

Estamos en un momento en el que la web y las nuevas tecnologías lo acaparan prácticamente todo. Las empresas pujan fuerte por ser las mejor posicionadas en las búsquedas de Google, las mejor valoradas y las más publicitadas en Internet. Asimismo, a través de las páginas web tratan de ofrecer todos sus servicios también vía online para que el cliente se libre del desplazamiento. No hay nada azaroso.

Por todo ello es por lo que yo necesitaba que mi empresa se modernizara y pasara a ser un negocio propio del siglo XXI. Me dedico a la venta de ropa de hombre en mi ciudad natal. Mis productos son de primera calidad y muy variados, lo que ha contribuido a generar una imagen muy positiva tanto de mí como de mi negocio. Las cosas nunca me han ido mal e incluso he tenido que contratar a dos personas para poder despachar a todos los clientes que se acercan a mi negocio para ir a la última moda.

Aunque como digo las cosas siempre me han ido bien, relajarme nunca ha estado entre mis planes. Viendo que muchos comercios, entre ellos algunos de mis competidores, estaban invirtiendo dinero en el desarrollo de páginas web y de su posicionamiento en Internet, decidí hacer lo propio y sumarme a ello. Sin embargo, sabía que no sería un proceso sencillo y que tendría que encontrar a una entidad fiable para que hiciera el trabajo y me asesorara.

Empecé a obtener información sobre empresas que se dedicaran a ello. Una de las páginas web que visité me convenció: www.asci-ntd.com, una entidad cuyos servicios eran los que necesitaba mi negocio. Entre otras cosas, con ellos podría diseñar una página web moderna y fiable para mi tienda, un servicio de compra online y también conocería técnicas para conseguir que el posicionamiento de la página fuera cada vez mejor. Contento e ilusionado, contacté con ellos.

A la conquista de la red

 Y la idea no pudo resultar mejor. Efectivamente, conseguimos diseñar una web en la que se informaba de todos nuestros productos, líneas y servicios. Con el sistema de venta online conseguí acaparar todavía la atención de más gente, personas que no eran de mi ciudad y que de no ser por la existencia de la página nunca habrían conocido mi tienda. Pero tampoco la habrían conocido de no ser porque completamos una serie de parámetros para conseguir un posicionamiento perfecto en Google. Lo cierto es que desde www.asci-ntd.com me prestaron una ayuda extraordinaria y que no ha supuesto una inversión desmesurada de dinero por mi parte.

En la actualidad mi negocio sigue disfrutando de buena salud. Como antes os decía, es verdad que siempre la ha tenido, pero ahora es de justicia reconocer que las cosas van mejor si cabe. El número de clientes que acude a la tienda sigue subiendo, y además el servicio de venta online es una auténtica bomba. La situación me ha obligado a contratar a un nuevo dependiente, cosa que me agrada porque es sinónimo de que todo marcha bien. Sin embargo, relajarse no es una opción. Hay que trabajar el campo de las nuevas tecnologías porque es un arma estupenda para darle vida al negocio y que éste prospere. Por mi parte y la de mi empresa estamos muy tranquilos, porque sabemos que tenemos en quien confiar para obtener todo lo que necesitemos en este campo. ¿Y vosotros, lo tenéis?

Una buena publicidad y un buen producto: éxito asegurado

Nunca sabes a quién vas a necesitar para que tu negocio funcione con normalidad y no sufra ningún tipo de restricción. Es evidente que regentar una empresa o una tienda no es nada fácil y que son muchos los factores a tener en cuenta para que todo marche bien y no haya contratiempos desafortunados e inesperados. De ahí que haya que tener mil recursos para conseguirlo.

Además, cuando tu negocio es pequeño los problemas se multiplican. Los contactos no son los mismos que poseen las grandes entidades y normalmente la capacidad para resolver todos esos problemas es mucho menor, dándose la posibilidad de que no desaparezcan y de que impliquen severas consecuencias para nosotros.

En el filo de esa navaja me he encontrado varias veces a lo largo de mi vida. No es nada agradable encontrarse así siendo propietario de una pequeña empresa de ropa deportiva situada en un pequeño municipio de la provincia de Alicante. Sin embargo, de los problemas se sale con las ayudas de gente confiable.

Os contaré la historia. Hace dos años lancé una campaña para vender calzado deportivo. Utilicé varias maneras de llevarlo a cabo: utilizando redes sociales, haciendo buzoneo, contratando vallas publicitarias…todo para conseguir vender la totalidad del calzado deportivo que tenía disponible para el público. Era el mes de septiembre, un mes que desde mi punto de vista es buenísimo para vender este tipo de producto porque vuelve la rutina y hay mucha gente interesada en quitarse de encima los excesos del mes de agosto.

El caso es que, tras los dos primeros días de promoción, se agotaron absolutamente todas las zapatillas deportivas que tenía a la venta. Toda la publicidad que había hecho estaba dando un resultado increíble. ¡Y encima se queja!, pensaréis. Bueno, la verdad es que me asustaba bastante el hecho de que nada más comenzar mi campaña ya no quedara nada. Estaba seguro que mucha gente todavía deseaba comprar mi calzado y para nada quería decepcionarles. Además, en un pueblo pequeño como lo es el mío todos los comentarios positivos que sobre mi tienda pudiesen hacer eran pocos, y sabía que podría generarlos si compraba más zapatillas a mi proveedor.

Pero aquí llegaba otro gran problema. Mi proveedor estaba de vacaciones. Me lo había comentado al descargar el pedido anterior. Ahora, me veía solo ante la necesidad de encontrar un proveedor temporal. Sin embargo, la suerte se cruzó en mi camino. Por Internet vi que existía una página web llamada www.liquistocks.com, en la que quizá podría adquirir un stock de calzado deportivo.

Contacté para informarme. Efectivamente y para mi gran alivio, me ofrecían la posibilidad de facilitarme un stock de zapatillas de deporte para que pudiera continuar con mi campaña. Me di cuenta que los productos que me ofrecían no eran solo baratos sino que, además, su calidad era muy superior a la de las zapatillas que yo vendía. Estaba claro que me estaba equivocando de proveedor y que a partir de aquella fecha tendría mucho más en cuenta a www.liquistocks.com.

¡A seguir vendiendo!

 El cambio, lejos de mantener constantes las numerosas ventas que había conseguido con la promoción, ¡las aumentó todavía más! La calidad de las nuevas zapatillas no pasó desapercibida para nadie, y era evidente que yo las había adquirido a un bajo coste porque el precio de venta no era demasiado caro.

Pude ver como durante muchos días los clientes se marchaban contentos a sus casas gracias a los productos que habían adquirido gracias a mí y a LiquiStocks. Además, me congratulaba ver a muchos de ellos haciendo deporte con las mismas zapatillas que yo les había proporcionado. Incluso yo compré un par de ellas y me di cuenta de la comodidad que sentía al desplazarme. Todo un lujo al que, desde luego, no pensaba renunciar.

Cómo triunfar en Internet siguiendo una Serie de sencillos Consejos

Cada vez son más los negocios que se apuntan a tener una potente presencia digital y comprenden la importancia de invertir en Marketing Digital para mejorar su posicionamiento y con ello su visibilidad en Internet.

La última en unirse ha sido una amiga mía que siempre había renegado de las Nuevas Tecnologías, por tener no tenía ni wasap. Sin embargo, al final tuvo que ceder y se dio cuenta de que por ser tan inflexible casi pierde su negocio.

Está claro de que, para muchos, este es un mundo completamente desconocido. Lo bueno es que siempre pueden contar con profesionales que les acorten el camino.

Ese no fue mi caso, que tuve que ponerme las pilas para subirme a la moto de la digitalización de mi negocio, pero sí el de mi amiga que contrató los servicios de G2informatica, una Agencia Interactiva de Sevilla especializada en Internet que ofrece Diseño Web y Marketing Online.

Gracias a sus servicios consiguió mejorar su posición en Internet con lo que su negocio creció de forma exponencial.

Así fue como mi amiga empezó a darse cuenta de todas las ventajas de conocer bien cómo posicionar su página para ganar visibilidad y, si bien, seguía contando con especialistas en el tema le gustaba aprender sobre esto para desarrollar por sí misma algunas estrategias de Marketing Online.

Las Claves que mejoran la Visibilidad en Internet

No tardó en darse cuenta de que el contenido es fundamental en el SEO, así como una imagen de marca que transmita una identidad y valores determinados. Al final, debe de crearse contenido siempre especial y propio de cada marca intentando encontrar ese elemento diferenciador que hace único a un determinado proyecto.

Por otra parte, están las Redes Sociales que han revolucionado la forma en que se hace publicidad. Reparar en las diferencias en los diferentes canales de promoción se convierte en un aspecto muy importante a la hora de dar con la estrategia de Social Media más adecuada.

Un error típico que cometen muchas empresas es la de delegar estas tareas de Social Media en un becario en lugar de destinarlas a un auténtico profesional y experto en la materia.

Esto, en el peor de los casos, puede llevar a un complejo problema de reputación de marca al no saber responder o gestionar determinados comentarios negativos, lo que repercute de manera automática también en la imagen de marca pudiendo dar como resultado efectos devastadores.

Y es que nunca deben de eliminarse los malos comentarios puesto que restan credibilidad y confianza hacia la empresa. Es muy importante que, ante la presencia de malos comentarios, se realice un estudio acerca de si ha existido negligencia por parte de la marca o si tan solo se trata de un cliente aislado descontento.

Otra de los problemas más frecuentes y uno de los que peor imagen provoca es el de dejar los perfiles varios meses abandonados. Y es que, suele pasar que muchos negocios publican como locos al principio, esos primeros meses del comienzo de su presencia online para desinflarse al poco tiempo. Ese descenso en la credibilidad de marca y por tanto en el índice de conversiones.

Así, mi amiga que tenía una empresa de marketing de deportes empezó a seguir los consejos de la empresa que había contratado y empezó a notar los resultados no mucho tiempo después.

Estos le explicaron que el suyo era un proyecto donde lo que se vende, principalmente, es una experiencia al aire libre, una oportunidad de disfrutar del turismo alternativo de forma individual, en familia o con amigos.

También es una buena manera de estar e contacto con el medioambiente, una forma de descubrir lugares únicos, al final todo ello debe de ir unido a nuestra identidad de marca.

Definir los objetivos de tu proyecto con claridad y hacerte la sencilla pregunta de cómo conseguirlos. Tener muy claros los valores como empresa, así como si se pretende apuntar a un nivel local, nacional o internacional.

Para mi amiga fue importante entender que el hecho de aplicar una estrategia de marca determinada no implica que de un día para otro los cambios sean drásticos y repentinos, más bien llevará un tiempo, dará muy buenos resultados.

Por último, pero no menos importante está el Contenido. Tanto en las Redes Sociales como en los perfiles profesionales sea en Facebook, Twitter, Instagram, Pinterest o Google +, entre otras tener muy presente la creación de un contenido relevante, original y que añada valor.

Contenido que ayude a nuestros clientes sin tener una clara intención comercial sino más bien hasta pedagógica. En el caso del surf, por ejemplo, mi amiga realizó un Blog con bastante éxito donde habla de todo tipo de temas relacionados con el mundo del Surf.